Política

Desembarcó el FBI en Paraguay y Abdo entregó la soberanía a Trump

16 dic 2019
Celso Guanipa Castro
Para el opositor partido progresista paraguayo Frente Guasú, la instalación de una “mesa de trabajo” entre la Secretaría Nacional de Inteligencia (SNI), la Fiscalía General y el Buró Federal de Investigaciones (FBI) de Estados Unidos significa la entrega de la soberanía nacional, lo que constituye casual de juicio político.

La cuestión parece no preocuparle al mandatario paraguayo que se reunió el viernes 13 de diciembre con el presidente Donald Trump con una clara agenda - lavado de dinero, narcotráfico, financiamiento del terrorismo y corrupción- para facilitar el incremento de la presencia de los “investigadores” estadounidenses en el país.

Abdó informó en un video que se reafirmaron “los lazos históricos entre Paraguay y Estados Unidos. Estamos juntos para defender la democracia en la región, fortalecer la cooperación contra el crimen organizado transnacional e impulsar el comercio bilateral y las inversiones”.

“Principalmente nos enfocamos en fortalecer nuestra relación bilateral, nuestro comercio bilateral, entendiendo que las relaciones se construyen, y son duraderas y son sustentables en el tiempo si hay un beneficio mutuo; si hay una integración y complementariedad en nuestras economías”, manifestó. Agregó que también se conversó sobre la cooperación en términos de fortalecimiento de las fuerzas de seguridad, Fuerzas Armadas, Inteligencia y la utilización de tecnología.

Los Mandatarios emitieron un comunicado conjunto en el cual acordaron “profundizar la robusta cooperación en materia de defensa y seguridad”.

Abdo Benítez enfatizó la necesidad del Paraguay de contar con asistencia para reformar la Policía Nacional y el sistema penitenciario. Trump anunció que Estados Unidos ofrecerá dos eventos del Programa de Intercambio Combinado de Entrenamiento de las Fuerzas Especiales en Paraguay en el 2020 y 2021, y que el Comando Sur ejecutará un ejercicio de respuesta conjunta a crisis regionales en Paraguay en el 2021.

Estados Unidos proveerá financiamiento para Entrenamiento Militar y Educativo Internacional al Paraguay”, refiere la declaración conjunta. Abdo Benítez informó que también conversaron sobre “el rol que está cumpliendo Paraguay como Presidente Pro Témpore del Mercosur” para avanzar hacia un Tratado de Libre Comercio del bloque regional con EE.UU.

En la reunión ampliada participaron, por EEUU: el vicepresidente Mike Pence; el secretario de Estado, Mike Pompeo; el jefe de Gabinete Mick Mulvaney; el asesor presidencial del Consejo Nacional de Seguridad Robert O’Brien; el presidente de la Corporación Internacional de Finanzas para el Desarrollo (DFC), Adam Boehler; y el asesor presidencial para el Hemisferio Occidental del Consejo de Seguridad Nacional, Mauricio Claver-Carone.

Por el Gobierno del Paraguay, asistieron el canciller Antonio Rivas; el embajador en EEUU. Manuel Cáceres; el ministro de Hacienda, Benigno López; y el asesor Federico González Franco.

El parlamentario del Frente Guasu Hugo Richer, destacó que “sigue siendo Estados Unidos el único referente de la política internacional del Paraguay en materia política, comercial y económica”, y, destacó que con la instalación del Buró Federal de Investigaciones (FBI) de Estados Unidos en Paraguay, evidentemente, “hay varios grupos políticos y económicos que no van a estar tranquilos”.

Richer agregó que Paraguay tiene una “fragilidad institucional” muy grande y el Ministerio Público no tiene la fuerza suficiente para combatir la impunidad. El viernes 13 de diciembre, el prrsidente Mario Abdo Benítez se reunió con Donald Trump y luego destacó que éste le aseguró que están juntos para defender la democracia, fortalecer la cooperación contra el crimen organizado, impulsar el comercio e inversiones.

La reunión presidencial se concretó luego de que integrantes del FBI y del Departamento de Justicia de Estados Unidos se reunieran con autoridades de la Secretaría Nacional de Inteligencia y de la Fiscalía General a fin de conformar una mesa de trabajo para “tratar asuntos sensibles de interés bilateral”.

Poco antes, el FBI y el Departamento de Justicia estadounidenses aprehendieron en Estados Unidos a la exdiputada oficialista Cynthia Tarragó por lavado de dinero y narcotráfico. Asimismo, recientemente el Departamento de Estado de EEUU. prohibió de por vida el ingreso a ese país al exsenador –también del gobernante Partido Colorado- Óscar González Daher y el ex fiscal general del Estado Javier Díaz Verón por hechos de notoria corrupción.

Vale señalar que el Supremo Tribunal de Justicia del Brasil, dejó sin efecto una orden de captura librada por un juez de primera instancia contra el ex presidente Horacio Cartes a quien acusó de haber amparado la fuga de Darío Messer, uno de los principales acusados de la megacausa “Lava Jato” que investiga la red de lavado de dinero más importante del gigante sudamericano.

Un gobierno genuflexo

Messer, “el doleiro de los doleiros”, como se lo conoce en Brasil, estuvo prófugo de la justicia durante más de un año y fue detenído en San Pablo el pasado 31 de julio en el lujoso barrio Los Jardines.

Enrique Bacchetta, presidente de la bancada colorada que responde al presidente Abdo Benítez en el Senado dejó en claro la línea oficialista: “Ese tema es propio del Frente Guasu, el de tratar de llevar en todo momento el juicio político al presidente. Todo lo que provenga de ayuda para lograr el país que tenga la mejor calificación, gana el Paraguay”

El senador Pereira afirmó que de esta manera se autoriza a los estadounidense a que “entren ya formal e institucionalmente., pues siempre actuaban estos órganos de investigación en forma solapada”. Insistió en que todos los delitos involucrados en la investigación son de competencia del Estado nacional.

Tras calificar de “genuflexo”, al gobierno consdieró que la actitud tomada «es ponerse de rodillas a un país que se cree gendarme del mundo ¿Quiénes son ellos para venir a investigarnos?»

Señaló a su vez que Estados Unidos criminaliza y utiliza artimañas para quedarse con los recursos naturales de los países de la región: «Aquí nos hacen llamar como EPP, terroristas, cuando el negocio de fondo es el Acuífero Guaraní, puzolana, uranio y mármol. En Bolivia fue el tema del gas y litio; en Colombia el uranio, en Venezuela el petróleo, gas. “¿Cuántos narcotraficantes hay en EEUU y se consideran gendarmes del mundo?”, se preguntó.
Celso Guanipa Castro. Periodista y politólogo paraguayo, asociado al Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE, www.estrategia.la)
enviar twitter facebook