Para leer ahora

Con sueños se escribe la vida

25 oct 2019
Por

Con sueños se escribe la vida. Autobiografia de un revolucionario salvadoreño, de Ocean Sur, es parte de la colección de títulos que esta editorial dedica al pueblo salvadoreño, junto a dos autobiografías anteriormente reseñadas, Farabundo Martí y Lorena Peña. Esta vez el eje central es la vida de Salvador Sanchéz Cerén, conocido como Leonel González. El volumen tiene como valor adicional, que es prologado por Lorena Peña, ya que ambos fueron compañeros de lucha en Chalatenango.    

En palabras de Lorena: «Leonel ha hecho algo más que su biografía: ha planteado con una minusiocidad y profundidad que le es muy propia los diferentes periodos de nuestra lucha, la definición de las estrategias que aplicamos, el análisis de nuestros aciertos y errores, y a la vez nos plantea con claridad los desafíos que, como izquierda revolucionaria, democrática y socialista, tenemos en el Salvador en este siglo XXI (…)».

No es solo una autobiografía de un revolucionario glorioso, es una vida dedicada a la independencia y una historia que incluye a una nación, e incluso, a un continente.

Leonel a lo largo de su carrera como militante asumió disímiles cargos que lo han involucrado en la toma de decisiones, de las que dependió muchas veces el rumbo de la lucha revolucionaria. Se le vió cambiar de la dirección magisterial a dirigente clandestino, posteriormente a miembro de una conducción político-militar revolucionaria y luego a Jefe del ejército guerrillero. Se convirtió en miembro de la Comandancia General del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) desde1983 hasta la finalización del conflicto armado en 1992 lo que lo ayudó a crecer como estratega. Posterior a los acuerdos de paz se desempeñó como activista y dirigente político, coordinador general del FMLN. Destacan en él, además de sus cargos y responsabilidades, su humildad, sencillez y su solidaria forma de ser. Su lealtad y respeto como jefe y subordinado, lo convierten en una personalidad aún más respetable.  

En el libro Salvador Sánchez examina los cambios que se fueron dando en el Salvador paulatinamente durante su etapa de lucha que comprende aproximadamente desde las luchas populares de los años sesenta hasta la guerra popular de los años ochenta y noventa del siglo XX, pero estos cambios no afectaron solamente al Salvador sino que, toda América Latina estaba sumergida en un cambio, en la liberación, en la superación de un modelo dominante.

Sus ideas politicas principales giran en torno a la libertad, la emancipación y la necesidad de que cada nación sea capaz de valerse por sí misma, respetando bases comunes continentales como la lucha contra la pobreza, un sistema judicial justo, etc. Por supuesto, se centra fundamentalmente, en los medidas necesarias que deben ser tomadas en su país y la forma para lograr un óptima calidad de vida en su sociedad y así, además, mejorar la vida cultural y social de El Salvador. Insiste en la necesidad de mantener y aumentar acuerdos de paz que aspiran a mantener la igualdad política y económica de los pueblos.

Resalta como aspecto primordial y pilar de cada pueblo, el proceso democrático, en el que cada sector social debe estar implicado y tal como él mismo comenta: «la fortaleza de la democracia está en el pueblo».[1] Es esta, por supuesto, una idea que no es nueva, ni propia de su pensamiento sino, digamos que, característica de todo un proceso de independencia, concretamente el proceso latinoamericano.

De esta manera podemos entender que su autobiografía es un pilar fundamental para entender y conocer el proceso salvadoreño, así como su progresión, planteamientos e ideas. Nos permite transportarnos a esa época de lucha y, si somos buenos lectores, incluso, vivirla en nuestras carnes, por su ya característica intensidad.

Leonel González es ejemplo a seguir en todos los sentidos, tanto militar y políticamente por sus ideas progresistas y emancipadoras, tanto por su personalidad, solidaria y respetuosa, como cada directivo debería ser. Este libro es la historia viva de un pueblo, el reflejo de las necesidades de toda una nación que, asumió su responsabilidad con orgullo y sacrificó muchas vidas por el sueño de la emancipación.


[1] pag 3

enviar twitter facebook

Comentarios

0 realizados
Comentar